La Conferencia de Yalta

De izquierda a derecha: Churchill, Roosevelt y Stalin - Wikimedia Commons

Entre el 4 de febrero y el 11 de febrero de 1945 los Estados Unidos, la Unión Soviética, y el Reino Unido se reúnen en Yalta para establecer como será el mundo cuando termine la guerra contra las fuerzas del Tercer Reich alemán y del Imperio del Japón.

En la Conferencia de Yalta se perfila el nacimiento tanto de la Organización de las Naciones Unidas, que será fundada el 24 de octubre de 1945, y del Consejo de Seguridad en esta misma organización, como del futuro escenario político en el continente europeo liberado por los vencedores de la guerra: incluida la desmembración de Alemania, las reparaciones de guerra, el nuevo Estado polaco, y también el yugoslavo. Finalmente, los vencedores llegan también a un acuerdo sobre el Japón.

Entre el 16 de abril y el 2 de mayo Berlín finalmente cae. El 30 de abril Hitler se ha suicidado en su bunker. Esta Conferencia de Yalta será complementaria de la Conferencia de Potsdam celebrada entre el 17 de julio y el 2 de agosto. El 2 de septiembre termina finalmente la guerra.

Este es el texto integro de los acuerdos de Yalta:

PROTOCOLO DE PROCEDIMIENTOS DE LA CONFERENCIA DE CRIMEA

La Conferencia de Crimea de jefes de gobierno de los Estados Unidos de América, el Reino Unido y la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas, que tuvo lugar del 4 al 11 de febrero, llegó a las siguientes conclusiones:

I. ORGANIZACIÓN MUNDIAL

Fue decidido:

1. Que se convoque una conferencia de las Naciones Unidas sobre la organización mundial propuesta para el miércoles 25 de abril de 1945 y se celebre en los Estados Unidos de América.

2. Las naciones que serán invitadas a esta conferencia deben ser:

(a) las Naciones Unidas tal como existían el 8 de febrero de 1945; y

(b) Las naciones asociadas que hayan declarado la guerra al enemigo común antes del 1 de marzo de 1945. (A tal efecto, el término «naciones asociadas» se refería a las ocho naciones asociadas y Turquía). Cuando la conferencia sobre la organización mundial se celebre, los delegados del Reino Unido y los Estados Unidos de América apoyarán una propuesta para admitir como miembros originales a dos Repúblicas Socialistas Soviéticas, es decir, Ucrania y Rusia Blanca.

3. Que el Gobierno de los Estados Unidos, en nombre de las tres potencias, consulte al Gobierno de China y al Gobierno Provisional de Francia con respecto a las decisiones tomadas en la presente conferencia sobre la organización mundial propuesta.

4. Que el texto de la invitación que se enviará a todas las naciones que participarán en la conferencia de las Naciones Unidas sea el siguiente:

«El Gobierno de los Estados Unidos de América, en nombre de sí mismo y de los Gobiernos del Reino Unido, la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas y la República de China y del Gobierno Provisional de la República Francesa invita al Gobierno de — —– enviar representantes a una conferencia que se celebrará el 25 de abril de 1945, o poco después, en San Francisco, en los Estados Unidos de América, para preparar una carta para una organización internacional general para el mantenimiento de la paz internacional. y seguridad.
«Los gobiernos antes mencionados sugieren que la conferencia considere como base para dicha Carta las propuestas para el establecimiento de una organización internacional general que se hicieron públicas en octubre pasado como resultado de la conferencia de Dumbarton Oaks y que ahora han sido complementadas por las siguientes disposiciones para la Sección C del Capítulo VI:

C. Votación

«1. Cada miembro del Consejo de Seguridad debería tener un voto.
«2. Las decisiones del Consejo de Seguridad sobre cuestiones de procedimiento deberán adoptarse por el voto afirmativo de siete miembros.
«3. Las decisiones del Consejo de Seguridad sobre todos los asuntos deberán adoptarse por el voto afirmativo de siete miembros, incluidos los votos concurrentes de los miembros permanentes; siempre que, en las decisiones con arreglo a la sección A del capítulo VIII y la segunda oración del párrafo 1 del Capítulo VIII, Sección C, una parte en una controversia debe abstenerse de votar.
«Posteriormente se transmitirá más información sobre los arreglos.
«En caso de que el Gobierno de ——– desee antes de la conferencia presentar opiniones o comentarios sobre las propuestas, el Gobierno de los Estados Unidos de América tendrá el agrado de transmitir tales opiniones y comentarios a los otros gobiernos participantes».

Fideicomiso territorial:
Se acordó que las cinco naciones que tendrán asientos permanentes en el Consejo de Seguridad deberían consultarse entre sí antes de la conferencia de las Naciones Unidas sobre la cuestión de la administración territorial.
La aceptación de esta recomendación está sujeta a que quede claro que la tutela territorial solo se aplicará a
(a) mandatos existentes de la Liga de Naciones;
(b) territorios desprendidos del enemigo como resultado de la presente guerra;
(c) cualquier otro territorio que voluntariamente pudiera ser puesto bajo tutela; y
(d) no se contempla ningún debate sobre los territorios reales en la próxima conferencia de las Naciones Unidas o en las consultas preliminares, y será un asunto para un acuerdo posterior qué territorios dentro de las categorías anteriores se colocarán bajo administración fiduciaria.

II. DECLARACIÓN DE EUROPA LIBERADA

Se ha aprobado la siguiente declaración:

El Primer Ministro de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas, el Primer Ministro del Reino Unido y el Presidente de los Estados Unidos de América se han consultado sobre los intereses comunes de los pueblos de sus países y los de la Europa liberada. Declaran conjuntamente su mutuo acuerdo de concertar durante el período temporal de inestabilidad en la Europa liberada las políticas de sus tres gobiernos para ayudar a los pueblos liberados del dominio de la Alemania nazi y a los pueblos de los antiguos estados satélites del Eje de Europa a resolver por medios democráticos sus acuciantes problemas políticos y económicos.

El establecimiento del orden en Europa y la reconstrucción de la vida económica nacional deben lograrse mediante procesos que permitan a los pueblos liberados destruir los últimos vestigios de nazismo y fascismo y crear instituciones democráticas de su propia elección. Este es un principio de la Carta del Atlántico – el derecho de todas las personas a elegir la forma de gobierno bajo la cual vivirán – la restauración de los derechos soberanos y el autogobierno de aquellos pueblos que les han sido privados a la fuerza por las naciones agresoras.

Para fomentar las condiciones en las que el pueblo liberado pueda ejercer estos derechos, los tres gobiernos ayudarán conjuntamente al pueblo en cualquier estado europeo liberado o antiguo estado del Eje en Europa donde, a su juicio, las condiciones lo requieran,
(a) establecer condiciones de paz interna;
(b) llevar a cabo medidas de socorro de emergencia para el socorro de los pueblos afligidos;
c) formar autoridades gubernamentales provisionales ampliamente representativas de todos los elementos democráticos de la población y se comprometieron a establecer lo antes posible mediante elecciones libres de gobiernos que respondan a la voluntad del pueblo; y
d) facilitar, cuando sea necesario, la celebración de tales elecciones.

Los tres Gobiernos consultarán a las demás autoridades de las Naciones Unidas y provisionales u otros Gobiernos de Europa cuando se examinen cuestiones de interés directo para ellos.

Cuando, en opinión de los tres Gobiernos, las condiciones de cualquier estado europeo liberado o ex satélite del Eje en Europa hagan necesaria tal acción, se consultarán inmediatamente sobre la medidas necesarias para cumplir con las responsabilidades conjuntas establecidas en esta declaración.

Con esta declaración reafirmamos nuestra fe en los principios de la Carta del Atlántico, nuestro compromiso en la Declaración de las Naciones Unidas y nuestra determinación de construir en cooperación con otras naciones amantes de la paz un orden mundial, de derecho, dedicado a la paz, la seguridad y la libertad. y bienestar general de toda la humanidad.

Al emitir esta declaración, los tres poderes expresan la esperanza de que el Gobierno Provisional de la República Francesa pueda asociarse a ellos en el procedimiento sugerido.

III. DESMEMBRAMIENTO DE ALEMANIA

Se acordó que el Artículo 12 (a) de las Condiciones de Entrega para Alemania debería modificarse para que diga lo siguiente:

«El Reino Unido, los Estados Unidos de América y la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas poseerán la autoridad suprema con respecto a Alemania. En el ejercicio de dicha autoridad tomarán las medidas, incluido el desmembramiento completo de Alemania, que consideren necesarias para el futuro en paz y seguridad».

El estudio del procedimiento de desmembramiento de Alemania se remitió a un comité integrado por el Sr. Anthony Eden, el Sr. John Winant y el Sr. Fedor T. Gusev. Este organismo consideraría la conveniencia de asociarle un representante francés.

IV. ZONA DE OCUPACIÓN DEL CONSEJO FRANCÉS Y DE CONTROL PARA ALEMANIA

Se acordó que una zona en Alemania, que sería ocupada por las fuerzas francesas, debería asignarse a Francia. Esta zona se formaría a partir de las zonas británica y estadounidense y su extensión sería colonizada por británicos y estadounidenses en consulta con el gobierno provisional francés.

También se acordó que se debería invitar al Gobierno Provisional de Francia a convertirse en miembro del Consejo de Control Aliado para Alemania.

V. REPARACIÓN

Se ha aprobado el siguiente protocolo:

Protocolo

Sobre las conversaciones entre los jefes de tres gobiernos en la conferencia de Crimea sobre la cuestión de las reparaciones en especie alemanas

1. Alemania debe pagar en especie las pérdidas causadas por ella a las naciones aliadas en el curso de la guerra. Las reparaciones deben ser recibidas en primera instancia por aquellos países que han soportado la carga principal de la guerra, han sufrido las pérdidas más graves y han organizado la victoria sobre el enemigo.

2. La reparación en especie debe exigirse a Alemania en las tres formas siguientes:

(a) Decomiso, dentro de los dos años desde la rendición de Alemania o el cese de la resistencia organizada, de la riqueza nacional de Alemania ubicada en el territorio de la propia Alemania, así como fuera de su territorio (equipos, máquinas herramienta, barcos, material rodante, inversiones alemanas en el extranjero, acciones de empresas industriales, de transporte y de otro tipo en Alemania, etc.), esto se realizará principalmente con el propósito de destruir el potencial bélico de Alemania.
(b) Entregas anuales de bienes de la producción corriente por un período a fijar.
(c) Uso de mano de obra alemana.

3. Para la elaboración de los principios anteriores en un plan detallado para exigir una reparación a Alemania, se establecerá en Moscú una comisión de reparación aliada. Estará integrada por tres representantes: uno de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas, uno del Reino Unido y uno de los Estados Unidos de América.

4. Con respecto a la fijación del monto total de la reparación y su distribución entre los países que sufrieron la agresión alemana, las delegaciones soviética y estadounidense acordaron lo siguiente:

«La comisión de reparación de Moscú debe tomar en sus estudios iniciales como base para la discusión la sugerencia del gobierno soviético de que la suma total de la reparación de acuerdo con los puntos (a) y (b) del párrafo 2 debe ser de 22 mil millones de dólares y ese 50 por ciento debería ir a la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas».

La delegación británica opinó que, en espera de que la comisión de reparaciones de Moscú considere la cuestión de la reparación, no deben mencionarse cifras de reparación.

La propuesta soviético-estadounidense anterior se ha pasado a la comisión de reparación de Moscú como una de las propuestas a ser consideradas por la comisión.

VI. PRINCIPALES CRIMINALES DE GUERRA

La conferencia acordó que la cuestión de los principales criminales de guerra debería ser objeto de investigación por parte de los tres Secretarios de Relaciones Exteriores para informar a su debido tiempo después de la clausura de la conferencia.

VII. POLONIA

La conferencia acordó la siguiente declaración sobre Polonia:

«Se ha creado una nueva situación en Polonia como resultado de su completa liberación por parte del Ejército Rojo. Esto exige el establecimiento de un Gobierno Provisional polaco que pueda tener una base más amplia de lo que era posible antes de la reciente liberación de la parte occidental de Polonia. Por lo tanto, el Gobierno Provisional que funciona actualmente en Polonia debería reorganizarse sobre una base democrática más amplia con la inclusión de líderes democráticos de la propia Polonia y de los polacos en el extranjero. Este nuevo Gobierno debería denominarse Gobierno Provisional de Unidad Nacional de Polonia.

«El Sr. Molotov, el Sr. Harriman y Sir A. Clark Kerr están autorizados como comisión para consultar en primera instancia en Moscú con miembros del actual Gobierno Provisional y con otros líderes democráticos polacos de Polonia y del extranjero, con miras a la reorganización del actual Gobierno de acuerdo con las líneas anteriores. Este Gobierno Provisional de Unidad Nacional de Polonia se comprometerá a la celebración de elecciones libres y sin trabas lo antes posible sobre la base del sufragio universal y el voto secreto. En estas elecciones, todas los partidos democráticos y los partidos antinazis tendrán derecho a participar y presentar candidatos.

«Cuando se haya formado debidamente un Gobierno Provisional de Unidad Nacional Polaca de conformidad con lo anterior, el Gobierno de la URSS, que ahora mantiene relaciones diplomáticas con el actual Gobierno Provisional de Polonia, y el Gobierno del Reino Unido y el Gobierno del Estados Unidos de América establecerá relaciones diplomáticas con el nuevo Gobierno Provisional de Polonia Unidad Nacional, e intercambiarán Embajadores por cuyos informes se mantendrá informados a los respectivos Gobiernos sobre la situación en Polonia.

«Los tres jefes de Gobierno consideran que la frontera oriental de Polonia debe seguir la línea Curzon con digresiones desde ella en algunas regiones de cinco a ocho kilómetros a favor de Polonia. Reconocen que Polonia debe recibir accesiones sustanciales en el territorio del norte y el oeste. Consideran que la opinión del nuevo Gobierno Provisional de Unidad Nacional de Polonia debería recabarse a su debido tiempo sobre el alcance de estas adhesiones y que la delimitación final de la frontera occidental de Polonia debería esperar a partir de entonces a la conferencia de paz».

VIII. YUGOSLAVIA

Se acordó recomendar al Mariscal Tito y al Dr. Ivan Subasitch:

(a) Que el acuerdo Tito-Subasitch debería entrar en vigor de inmediato y formar un nuevo gobierno sobre la base del acuerdo.

b) Que tan pronto como se haya formado el nuevo Gobierno, declare:

(I) Que la Asamblea Antifascista de Liberación Nacional (AVNOJ) se ampliará para incluir a miembros de la última Skupstina yugoslava que no se hayan comprometido por la colaboración con el enemigo, formando así un organismo que se conocerá como Parlamento y
(II) Que los actos legislativos aprobados por la Asamblea Antifascista de Liberación Nacional (AVNOJ) estarán sujetos a posterior ratificación por una Asamblea Constituyente; y que esta declaración se publique en el comunicado de la conferencia.

IX. FRONTERA ITALO-YUGOSLAVA – FRONTERA ITALO-AUSTRIACA

La delegación británica introdujo notas sobre estos temas y las delegaciones estadounidense y soviética acordaron considerarlas y dar sus opiniones más tarde.

X. RELACIONES YUGOSLAVO-BÚLGARAS

Hubo un intercambio de opiniones entre los secretarios de Relaciones Exteriores sobre la cuestión de la conveniencia de un pacto de alianza entre Yugoslavia y Bulgaria. La cuestión era si a un estado que aún se encontraba bajo un régimen de armisticio se le podía permitir celebrar un tratado con otro estado. El Sr. Eden sugirió que se informara a los Gobiernos de Bulgaria y Yugoslavia de que esto no podía aprobarse. Stettinius sugirió que los embajadores británico y estadounidense debieran discutir el asunto más a fondo con Molotov en Moscú. El Sr. Molotov estuvo de acuerdo con la propuesta del Sr. Stettinius.

XI. EUROPA SURESTE

La delegación británica puso notas para la consideración de sus colegas sobre los siguientes temas:

(a) La Comisión de Control en Bulgaria.

(b) Reclamaciones griegas contra Bulgaria, más particularmente con referencia a reparaciones.

(c) Equipo petrolero en Rumania.

XII. Irán

El Sr. Eden, el Sr. Stettinius y el Sr. Molotov intercambiaron puntos de vista sobre la situación en Irán. Se acordó que este asunto debería tratarse por la vía diplomática.

XIII. REUNIONES DE LOS TRES SECRETARIOS DE EXTRANJEROS

La conferencia acordó que debería establecerse un mecanismo permanente de consulta entre los tres Secretarios de Relaciones Exteriores; deben reunirse con la frecuencia necesaria, probablemente cada tres o cuatro meses.

Estas reuniones se realizarán de forma rotatoria en las tres capitales, siendo la primera reunión en Londres.

XIV. EL CONVENIO DE MONTREAUX Y EL ESTRECHO

Se acordó que en la próxima reunión de los tres Secretarios de Relaciones Exteriores que se celebraría en Londres debería considerar las propuestas que, según se entendía, presentaría el Gobierno soviético en relación con la Convención de Montreaux e informar a sus gobiernos. Se debe informar al Gobierno turco en el momento oportuno.

El protocolo anterior fue aprobado y firmado por los tres Secretarios de Relaciones Exteriores en la Conferencia de Crimea el 11 de febrero de 1945.

R. Stettinius Jr.
M. Molotov
Anthony Eden

ACUERDO SOBRE JAPÓN

Los líderes de las tres grandes potencias – la Unión Soviética, los Estados Unidos de América y Gran Bretaña – han acordado que en dos o tres meses después de que Alemania se haya rendido y la guerra en Europa termine, la Unión Soviética entrará en guerra contra Japón. del lado de los Aliados con la condición de que:

1. Se mantendrá el statu quo en Mongolia Exterior (República Popular de Mongolia).

2. Los antiguos derechos de Rusia violados por el traicionero ataque de Japón en 1904 serán restaurados, a saber:

(a) La parte sur de Sajalín, así como las islas adyacentes, serán devueltas a la Unión Soviética;
(b) Se internacionalizará el puerto comercial de Dairen, se salvaguardarán los intereses preeminentes de la Unión Soviética en este puerto y se restablecerá el arrendamiento de Port Arthur como base naval de la U.R.S.S.
(c) El Ferrocarril Chino-Oriental y el Ferrocarril del Sur de Manchuria, que proporcionan una salida a Dairen, serán operados conjuntamente mediante el establecimiento de una empresa conjunta soviético-china, en el entendido que los intereses preeminentes de la Unión Soviética serán ser salvaguardado y que China retendrá la soberanía en Manchuria;

3. Las Islas Kuriles serán entregadas a la Unión Soviética.

Se entiende que el acuerdo relativo a Mongolia Exterior y los puertos y ferrocarriles mencionados anteriormente requerirá el consentimiento del general Chiang Kai-shek. El presidente tomará medidas para mantener esta concurrencia siguiendo el consejo del mariscal Stalin.

Los jefes de las tres grandes potencias han acordado que estos reclamos de la Unión Soviética se cumplirán indiscutiblemente después de que Japón haya sido derrotado.

Por su parte, la Unión Soviética expresa su disposición a concluir con el Gobierno Nacional de China un pacto de amistad y alianza entre la URSS y China con el fin de prestar asistencia a China con sus fuerzas armadas con el fin de liberar a China del yugo japonés.

Firmado:

Joseph Stalin
Franklin D. Roosevelt
Winston S. Churchill
11 de febrero de 1945.


Este documento puede encontrarse en inglés en el archivo digital de Wilson Center.

Redacción. Documentos. El Inconformista Digital.

Incorporación – Redacción. Barcelona, 22 Octubre 2020.